Tendencias 21
   




La credibilidad de la democracia se tambalea en todo el mundo

El descontento político alcanza niveles récord incluso en las democracias más avanzadas


El descontento político alcanza niveles récord en el mundo, con más de la mitad de los ciudadanos insatisfechos con democracias como la norteamericana o la británica. La gestión de las crisis económicas, de la corrupción o del cambio climático, explican la desconfianza.



La insatisfacción de los ciudadanos del mundo con el sistema democrático ha alcanzado niveles récord, según un informe del Centro para el Futuro de la Democracia de la Universidad de Cambridge.

El informe utilizó datos de más de 4 millones de personas a través de 25 encuestas internacionales para analizar el nivel de satisfacción democrática de los ciudadanos de 154 países con un PIB per cápita de más de 30.000 dólares.

El informe desvela que el año 2019 registró el nivel más alto de descontento democrático desde 1995: ha subido de un tercio a la mitad en el último cuarto de siglo.

Los autores del informe señalan que en todo el planeta, desde Europa hasta África, así como Asia, Australasia, América y Oriente Medio, la proporción de personas que dicen estar "insatisfechas" con la democracia ha aumentado significativamente desde mediados de la década de 1990: del 47,9% al 57,5%.

En todo el mundo

El informe indica que el malestar por la situación democrática es patente en todo el mundo, que ha aumentado con el tiempo y que está alcanzando un máximo mundial, especialmente en los países desarrollados donde este sistema político está más consolidado.

El informe señala también que este proceso se inició en 2005, cuando quedó de manifiesto la "recesión democrática global" con el 38.7% de los ciudadanos insatisfechos con el modelo democrático.

La insatisfacción alcanza de lleno a grandes democracias como las del Reino Unido, Australia, Brasil o México. En Estados Unidos la insatisfacción ha aumentado un tercio desde la década de 1990 y en otros países, como Japón, España y Grecia, se sitúan cerca de sus máximos históricos de insatisfacción democrática.

Islas de satisfacción

Sin embargo, existen también "islas de satisfacción" en el corazón de Europa: Dinamarca, Suiza, Noruega y los Países Bajos registran máximos históricos de satisfacción democrática: en estos países, menos de una cuarta parte de la población está descontenta con su sistema político.

Fuera de Europa, hay también otros espacios en los que los niveles de satisfacción cívica son significativamente más altos: sudeste asiático y, en menor medida, las democracias del sur de Asia y el noreste de Asia, según el informe.

Crisis y escándalos, detonantes

Los investigadores relacionan la insatisfacción democrática con las crisis económicas recientes y los escándalos de corrupción, destacando al respecto la crisis financiera de 2008 y la crisis de los refugiados de 2015.

El informe destaca que tras la crisis financiera mundial de octubre de 2008,  la insatisfacción global con el funcionamiento de la democracia aumentó en alrededor de 6,5 puntos porcentuales, y que esta proporción se ha mantenido en el tiempo.

Señala asimismo que la satisfacción por el sistema democrático aumenta cuando las crisis políticas se resuelven con medidas consensuadas. Pone como ejemplo el Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), creado en 2011 para atajar la crisis de la deuda soberana: provocó una subida de 10 puntos en el índice de satisfacción ciudadana.

Casos emblemáticos

El informe llama la atención sobre el caso del Reino Unido, que después de un periodo de incremento de la satisfacción democrática desde los años 70, empezó a descender tras la guerra de Irak y el escándalo de los abusos en los gastos de dinero público por parte de los parlamentarios, hasta alcanzar su punto más bajo como consecuencia del Brexit: en 2019, la mayoría de la población ha dejado de estar satisfecha con la democracia.

En Estados Unidos ha pasado algo parecido, donde la satisfacción democrática está en caída libre desde la crisis financiera de 2008. En la actualidad, menos de la mitad de los ciudadanos estadounidenses están contentos con su democracia.

Claves de la recuperación

Los autores del informe sugieren que la década de 1990 fue un mejor momento para la democracia, ya que Occidente salió de la Guerra Fría con renovada legitimidad, mientras que las elecciones multipartidistas se extendieron por América Latina y África Subsahariana.

Sin embargo, los repetidos fracasos de la política financiera y exterior en las democracias establecidas, junto con la corrupción endémica y la fragilidad estatal en los países menos desarrollados, han erosionado la confianza en la democracia en los últimos 25 años, según el informe.

Concluye que el populismo emergente es más un síntoma del malestar democrático que su causa, así como que la mala gestión de los responsables políticos de problemas agudos como las crisis económica o el calentamiento global, han precipitado el descontento con el sistema político más emblemático.

En consecuencia, todo esto debe cambiar si queremos que la confianza de los ciudadanos en sus políticos e instituciones democráticas vuelva a recuperarse.

Referencia

Global Satisfaction with Democracy 2020. Foa, R.S. et al. Centre for the Future of Democracy. Cambridge, United Kingdom, January 2020.



Viernes, 31 de Enero 2020
Redacción T21
Artículo leído 5576 veces





Comente este artículo

1.Publicado por ROBERTO TULLETT el 02/02/2020 21:15
Los pueblos demócratas, suelen olvidar que a la democracia hay que construirla todos los días. Los que no, los que tienen tendencia hacia la sumisión colectivista-totalitaria depositan esa construcción en sus líderes, nomenclaturas y relatos fantásticos pero es claro que al hacerlo de ese modo, destruyen esa misma democracia que querían construir.

2.Publicado por augusto velasquez elejalde el 08/02/2020 18:12
Ojo a esto, la RAE define democracia="Forma de gobierno en la que el poder político es ejercido por los ciudadanos" ¿Existe el poder político ejercido por los ciudadanos? Solo es una definición, para darle justificación a los pueblos, de que gobiernan, haciéndoles creer que porque hay elecciones, hay democracia; solo es un eufemismo para no llamarlo tiranía.

3.Publicado por Tamara RODRÍGUEZ el 10/02/2020 03:05
En realidad es el propio sistema actual, una persona - un voto, el culpable de todos los males que nos están sucediendo. El motivo es porque la gran mayoría tiene un nivel de inteligencia bastante bajo, y los resultados de sus decisiones se reflejan en la elección de esos políticos tan mediocres y populistas, como Trump, Bolsonaro, etc.
Ya hace dos milenios y medio lo dijeron sabios como Platón o Sócrates.
La fácil solución sería evaluar el intelecto social y el sentido común del electorado y asignarle una puntuación a su voto. Así se conseguiría que la gente menos manipulable tuviera más peso a la hora de elegir a los representantes de todos.
Sería una Democracia por puntos; no ganaría quien más votos consiguiera, sino quien más puntos acumulara.
Sería una Democracia cualitativa, y no cuantitativa como ahora.
Lo ideal sería que la puntuación que se le asignara a esa gente más inteligente no fuera demasiado alta , para no caer en la oligarquía.

4.Publicado por Beatriz Basenji el 05/03/2020 23:06
La calidad de la Democracia es paralela a la decadencia en la Enseñanza. Los países que han dejado la Historia aparcada en los anaqueles de las Bibliotecas han logrado que sus jóvenes generaciones sean cada vez mas ignorantes y por lo tanto más fáciles de engañar. Es suficiente que tengan amistades ultra fanáticos de líderes populistas que amasaron fortunas de un tamaño tan colosal, que ni ellos mismos tienen idea de a cuánto asciende sus fortunas. Y además tienen una frase para justificarse (esos líderes políticos) : Para actuar en Política hay que poseer muchísimo dinero" . Les falta agregar:Porque es así como vamos comprando votos.

5.Publicado por jose maria gomez gutierrez el 30/05/2020 19:50
Cuando se habla de democracia, se debe de señalar que es el concepto Occidental,y plicable solo a ella.- la mejor definición que conozco, es " del pueblo, para el pueblo y por el pueblo", en ella no cabe ningún País Occidental Hoy..-Lo que si existe es el poder del dinero y el control del mismo de la política.Es claro que los gobiernos existen para mantener y aumentar el dinero de los grandes grupos económicos, en desmedro de los mas pobres.Las crisis 2002-2008.- 2014-2020 son consecuencia de ese concepto de democracia, donde el capital NO rinde renta (en EEUU el interés llegó al 0.25 %) cuando eso ocurre la consecuencia es siempre golpe de estados,gobiernos totalitarios,invención de un enemigo para generar guerras,ya que dicha industria es de las mas poderosas.SI la "democracia occidental se basa en la industria de la guerra o los préstamos usureros para sobrevivir, es claro que está en etapa terminal y solo queda la búsqueda de una forma de vida donde la generación de capital para unos pocos NO sea el objetivo final. sino que lo que se necesita es que los grandes capitales generados por la actual filosofía de vida capitalista. se modifique y que dichos capitales sean el motor de una nueva sociedad donde la distribución de la riqueza sea mas homogénea y todos tengan la posibilidad de una vida con salud, educación y viviendas dignas. Para ello es sustancial que se creara un impuesto a la movilidad de los grandes capitales en todo el mundo., seguro que con una moneda única y ello facilitará la redistribución equitativa, tal vez con un salario universal.y el pago de los productos alimenticios del tercer mundo acorde a su valor.Un objeto tecnológico de uso fugaz, no puede valer mas que un volumen de alimento sano.- Salto.uy.

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.